Posteado por: Juventudes Carlistas | mayo 22, 2009

Ante el 23 de abril

comuneros0bb

Sinister

Oficialmente el 23 de abril es el día de la comunidad autónoma de Castilla y León, pero… ¿qué es Castilla y León? No es más que una comunidad ficticia creada en los despachos del gobierno de Suárez durante la “transición.” Una comunidad que se sacó adelante sin tener en cuenta la existencia de dos realidades-sensibilidades regionales dentro de la misma. Se metió en el mismo saco a la región histórica de Castilla la Vieja a la que se le había amputado Santander para constituir Cantabria y Logroño para formar la comunidad de La Rioja y a la región histórica del Reino Leonés o del País Leonés, región que seguro que muchos sabéis que históricamente está formada por las provincias de León, Zamora y Salamanca. Como zamorano que soy, conocedor del pasado de mi tierra e interesado en la etnografía de la zona, puedo asegurar que la mayoría de la provincia de Zamora es culturalmente leonesa.

Comarcas como Los Valles, Sayago, Benavente, La Tierra del Vino, Sanabria… están marcadas por una clara leonización que las hacen ser muy parecidas a cualquier comarca de la provincia leonesa como La Maragatería u otras. En algunos municipios sanabreses, carballeses y benaventanos se conservar restos de la antigua lengua leonesa hoy transformada en dialecto, pero no en un dialecto unificado sino en un conjunto de hablas que varían de una zona a otra, así por ejemplo el dialecto o “fala” leonesa de Sanabria es distinto al que se emplea en la comarca leonesa de Laciana-Llaciana, colindante con Asturies.

El 23 de abril no es un día más que una reseña histórica que nos recuerda, a todas las tierras de España, que tal día como ese hace siglos, el emperador Carlos V (de Las Españas, rey Carlos I) derrotó y ordenó ejecutar a los líderes comuneros que se habían alzado en armas contra el poder real cansados de los abusos de éste contra el Reino de Castilla (macroestado pre-hispánico que incluía a varios territorios de España que nada tienen que ver con Castilla como Galiza, Asturies, las Vascongadas…etc). El 23 de abril debe celebrarse con añoranza de una lucha romántica, épica, de unos hombres que no se resignaron a luchar por acabar con la corrupción y los abusos de un monarca flamenco desconocedor de las costumbres hispánicas y castellanas y que hizo de Castilla su banco para costear sus guerras exteriores, que, aunque exitosas, no dieron más que bancarrota, hambre y miseria a muchas zonas del antiguo Reino.

A día de hoy celebrar el 23 de abril como el día de una comunidad ficticia me parece un insulto. Creo que toda persona razonable debería plantear el hecho de dividirla y no por caprichos regionalistas o nacionalistas, ¡no! ¡Mirad el escudo de Las Españas y veréis al León en actitud combativa como parte del nuevo Estado al que dieron forma Habsburgo y Borbones! Es un derecho el que en algún momento zamoranos, leoneses y charros podamos decidir si queremos o no separarnos de lo que queda de Castilla la Vieja y constituir el León histórico con su autonomía y sus propias instituciones, atendiendo a su realidad como región histórica de nuestro país y de Europa.

¡Recuérdese el 23 de abril pero para dignificar a la lucha contra el centralismo, no para expandir a Castilla a costa de la autonomía del pueblo leonés!

Anuncios

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: